Currículum vítae originales: empléate con creatividad

Currículum vítae originales: empléate con creatividad

Currículum vítae originales: empléate con creatividad

La sociedad cambia, todo evoluciona y aunque el currículum vitae sigue estando vigente a la hora de buscar trabajo, esta tarjeta de presentación ha dejado de estar encorsetada en un folio blanco tamaño A4 calcado a todos los demás. Hoy impera la creatividad y la originalidad para destacar y si puede ser poniendo en valor aquellas cualidades que te distinguen mucho mejor porque conseguirás el primer objetivo de un currículum: captar la atención del reclutador o responsable de recursos humanos que tiene que iniciar una selección para cubrir un puesto de trabajo.

Casualidad o no, pero en los últimos años coincidiendo con la crisis mundial que ha golpeado de lleno en todos los sectores, la originalidad a la hora de realizar un currículum parece que se ha despertado de golpe y es que encontrar un puesto de trabajo se ha convertido más que nunca en todo un reto, hay que dejar de ser invisible en un mercado global y eso requiere de un sobre esfuerzo para transmitir porqué tenemos que ser nosotros los elegidos.

¿Cómo tiene que ser un currículum creativo?

Hoy en día encontramos fácilmente ejemplos de currículum vítae originales tanto en su diseño como en su forma de presentación: los hay en forma de infografía, interactivos aprovechando la tecnología, sonoros y sobre todo audiovisuales; los hay que usan soportes o materiales totalmente inusuales hace apenas unos años y los hay que usando el formato papel logran distinguirse del resto al primer golpe de vista por su forma o tamaño.

Educación, formación, experiencia laboral, datos personales, fotografía, datos de contacto y redes sociales si se cuenta con ellas. Sí, todos tenemos claro, clarísimo lo que debe (o debía) figurar en un currículum. ¿Por qué hoy en día de verdad es necesario ponerlo todo absolutamente todo? Pues sí y no, todo dependerá de aquellos valores que quieras resaltar o de cual sea tu objetivo.

Por ejemplo, cada vez es más frecuente encontrar currículum vítae sin fotografías o con fotografías originales que se escapen de la típica foto de carnet o que incluyan una caricatura o una ilustración. En ocasiones no aparece al detalle todo el bagaje académico porque hoy en día encontrarse con una sucesión de fechas y datos no vende tanto como la demostración práctica de lo que has aprendido: si eres diseñador diséñate a ti mismo en todas las dimensiones, si eres redactor escribe con garbo, si eres fotógrafo revela la mejor fotografía de ti mismo, si eres educador transmite con pedagogía, si eres desarrollador web o programador muéstrate en código binario y no en papel y así podría seguir profesión a profesión pero todo pasa por dar un único consejo aplicable a cualquiera: tú eres único así que destaca en tu currículum aquello que te hace especial, original, diferente, demostrando tus valores, tus aspiraciones, tu talento, siendo claro, directo y sobre todo honesto.

Vídeo curriculum

Como viene siendo habitual siempre que hablamos de creatividad he seleccionado numerosos ejemplos que puedan ayudarte a buscar la pista a la hora de elaborar, renovar o actualizar tu currículum. El cóctel es amplio, variado, original y sorprendente en el Storify que acompaña a este artículo pero antes de llegar a esas imágenes toca centrar la atención en el formato que más fuerte está pegando en los últimos años: el vídeo currículum.

Venderse en vídeo no es fácil ni sencillo. Hacer un buen vídeo que sume puntes a la hora de buscar un empleo y que no nos desacredite por dar una imagen descuidada, por no cuidar bien la expresión a la hora de comunicarnos o porque la calidad de imagen y sonido no acompañe, convierte el vídeo currículum en una opción muy potente pero muy exigente. Requiere de bastante preparación previa para concentrar en apenas unos minutos el mejor mensaje de nosotros mismos.

Al igual que los currículum en versión papel hoy en día no requieren fotografía, los vídeo currículum tampoco exigen que el candidato grabe a cámara, hay muchas formas de mostrarse sin hacerlo y si tú vas a dar el paso cámara en mano deberás sentarte previamente a realizar un guión detallando punto por punto todo lo que vas a contar y cómo lo vas a hacer. Cuanto más tiempo dediques a esta parte previa mucho mejor resultará el vídeo y una buena forma de comenzar es viendo qué tipos de vídeos realiza la gente porque mirando se aprende y se cogen ideas. Por eso ahora me gustaría que por unos minutos te convirtieras tú en un reclutador de recursos humanos seleccionando al mejor candidato de entre todos los ejemplos porque si tienes pensado hacer tu propio porfolio audiovisual esta selección te ayudará a descartar, pensar e innovar en la forma de hacerlo. ¿Aceptas el reto? Pues dale al play y toma nota de este derroche de originalidad…

Mil recursos y el paraguas de una sonrisa:

Buscando un sitio con humor:

Un diseño a medida:

Te lo escribo:

Maneras de educar:

Busco curro ‘de lo mío’:

Cocinando habilidades:

Porfolio en una baraja:

A ritmo de rap:


Comunicar, la chispa de la vida:

El amor de unos abuelos:

Si soy capaz de pedirlo, soy capaz de hacerlo:

Estética desenfadada:

Cocinando con esmero, me como el mundo entero:

Mi mundo en la maleta:

A ritmo de ukelele en el metro:

Jugando con Legos:

Calzando cualidades:

Te lo canto:

Si originales te han parecido estos vídeo currículum tanto por el formato como por el concepto utilizado, tanto o más originales te van a parecer esta amplia selección de currículum pues los hay en papel, en cartón, en tela, envasados al vacío o en envase de vidrio, retro, modernos, cargados de color o en blanco y negro.

Seguro que después de repasarlos si tu currículum sigue estando en formato tradicional te replanteas la necesidad de potenciar tu marca personal con una chispa de creatividad bajo tu sello de autenticidad.